Ver esta conferencia de TED me hizo recordar cuando tenia once años jugando a ser director de orquesta… sin más palabras .. es así de simple. 🙂 Ademas su mensaje es poderoso !!!

enlace directo en TED